En el 2009 Italia abrirá sus puertas a 80.000 trabajadores de temporada
El Decreto ley sobre la Seguridad pierde las piezas, pero mantiene la promesa: transformar la vida de los migrantes no UE en un camino lleno de obstáculos. Llegan las patrullas de voluntarios, la larga estancia en los Cie, el delito de clandestinidad, la super-tasa sobre los permisos de residencia.